Ausente

Es la huella de una sombra.
La voz amordazada.
La mirada ciega.
El llanto en las ascuas de una risa.
El gesto torvo.
La esperanza oxidada entre vacíos.
El gusto acerbo del despertar inquieto.
Un grito en las tinieblas.
El dolor que suspira.
El tiempo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s